Artículos AFE

Transparencia: Un pequeño paso para los financiadores, un gran salto para la igualdad

Para resolver un problema, se deben identificar primero sus parámetros. Esto aplica, también, al sector filantrópico; para ese fin, muchos de nosotros estamos presionando para darle mayor transparencia a nuestro sector. Por ejemplo, Candid, anteriormente Foundation Center, se ha juntado con cien fundaciones para hacer públicos los datos de sus donaciones, activos, políticas y procedimientos a través de la iniciativa Glasspockets, mientras que nuestros colegas del grupo de afinidad de donantes en PEAK Grantmaking y en la Transparency and Accountability Initiative abogan por una mayor transparencia junto a sus miembros. En el Peace and Security Funders Group, impulsamos la transparencia a través de nuestro Peace and Security Funding Index

Por los últimos cinco años, este índice ha registrado miles de donaciones otorgadas por cientos de financiadores de paz y seguridad para obtener mayor sentido de quién y qué está siendo financiado en el sector. Estos datos son útiles para entender el panorama del financiamiento en temas de paz y seguridad, incluyendo las brechas de financiamiento y los nuevos financiadores; sin embargo, tiene sus límites. En el recién lanzado índice de 2019, planteamos el caso de cómo mejorar estos datos beneficia a los financiadores. Pero más allá de beneficiar a los financiadores, mejorar los datos beneficia inmensamente a los receptores de donativos y a las comunidades participantes, lo cual, en un círculo virtuoso, incrementa la efectividad de los financiadores.

Al nivel más básico, mejores datos les dan a los solicitantes de financiamiento una percepción acerca de las prioridades de una fundación. Esto permite a los receptores de donativos identificar más fácilmente las fundaciones con misiones similares, dándole espacio a los receptores de donaciones de pasar menos tiempo recaudando fondos y más tiempo enfocados en sus misiones, sea luchar por los derechos de los indígenas, prevenir una guerra nuclear, o ayudar a niños excombatientes a reintegrarse en sus comunidades. Esto abre la puerta a relaciones más abiertas, honestas y equitativas entre las fundaciones y las organizaciones que apoyan, lo cual, es esencial para realizar donaciones con impacto.

Pero, entender quién y qué recibe financiamiento es solo el comienzo de la conversación. Es tiempo para llevar la conversación al siguiente nivel.

Por definición, quienes financian temas de paz y seguridad deciden quién obtiene una oportunidad para la paz a través de la manera como otorgan las donaciones. Ellos son los guardianes de recursos cruciales e inmensa riqueza, y son quienes deciden cuánto, cómo y cuándo se asigna. Esto es una increíble cantidad de poder. Con este poder viene la responsabilidad de involucrar en el trabajo los mecanismos que se centran en las necesidades de las comunidades en primera línea de algunos de los desafíos más importantes del mundo.

Con datos actualizados y más detallados, este sector puede comenzar a responder las difíciles preguntas que expertos como Edgar Villanueva  y Vu Le se han estado preguntado: ¿Por qué ciertas regiones, temáticas y estrategias están insuficientemente financiadas? ¿Por qué hay ciertas poblaciones priorizadas sobre otras? ¿Por qué no esa incrementando la adjudicación de apoyo operativo general, especialmente teniendo en cuenta la amplia evidencia que sugiere las mejores prácticas? ¿Por qué son algunas clases organizaciones ignoradas por el financiamiento?

Por nuestra parte, no estamos recolectando datos porque si, esperamos transformar este sector para bien.

Para este fin, fomentamos a todos los financiadores a empezar a preguntarse las preguntas difíciles acerca de sus donaciones, y a incrementar su conocimiento y entendimiento de la igualdad en el sector filantrópico.

Los financiadores pueden hacer esto de tres maneras sencillas. Primero, presentando datos detallados acerca de sus donaciones a Candid. Nosotros, en el Peace and Security Funders Group (PSFG), estamos motivando a nuestros 59 miembros, quienes representan la gran mayoría del financiamiento en los temas de paz y seguridad, para presentar los datos detallados de sus donaciones en 2018, antes del 30 de junio de 2019, para que podamos mejorar la utilidad del Peace and Security Funding Index. Segundo, los financiadores pueden unirse a sus pares, incluyendo varios miembros de PSFG, y convertirse en miembros del Justice Funders network; allí, ellos pueden escuchar y aprender de los demás y también de expertos. Finalmente, los financiadores deben evaluar como realizan sus donaciones para ser más transparentes y más equitativos. Pregúntense, “¿Cómo puedo cambiar la forma en la que realizo mis donativos para ser más transparente y equitativo?”

Existen incontables recursos para ayudar al involucramiento de los donantes. Entonces, si está atascado y no sabe a dónde ir, nosotros en PSFG podemos intentar  guiarlo en la dirección correcta.

Por:  Genevieve Boutiller – Subdirectora de programas en el Peace and Security Funders Group.

Entradas relacionadas

Con el aumento de las protestas de la gente, ¿por qué los filántropos están quedando rezagados con respecto al cambio climático?

ComunicacionesAFE

Cambiando la dinámica de poder: en lo que se refiere a los derechos de la mujer no es (solamente) lo que financias, es a quién y cómo lo financias

ComunicacionesAFE

Todo lo antiguo es nuevo otra vez

ComunicacionesAFE

Dejar un comentario

Entrar

X

Registrarse

X